Ir al contenido principal

¿Los amputados necesitan comer menos?

Entrada originalmente publicada en Medizona.
Flickr: National Museum of Health and Medicine
Las necesidades calóricas no son las mismas para todos. El peso, la edad, la altura o el estado físico influyen en la cantidad diaria recomendable que requerimos. Por ejemplo, alguien más alto tiene más tejidos que nutrir, por lo es lógico que tenga que consumir más que una persona proporcionalmente más pequeña. Siguiendo este razonamiento, una persona amputada debería consumir menos calorías, o quizás no.
En cualquier persona se puede medir el gasto calórico en reposo o tasa metabólica basal, que tiene en cuenta el sexo, el peso, la altura y la edad. Así, en hombres sería:

66+(13,7*Peso en kg)+(5*Altura en cm)-(6,8*Edad)= kcal/día

Mientras en mujeres, cambiaría a:

655+(9,7*Peso en kg)+(1,8*Altura en cm)-(4,7*Edad)=kcal/día

Luego, el resultado se ajusta teniendo en cuenta la actividad (Confinado en la cama: 1,3; Ambulatorio: 1,3; Actividad normal: 1,5-1,75; Extremadamente activo: 2,0) y la lesión (Pos-operatorio sin complicaciones: 1-1,05; Fractura larga: 1,15-1,3; Curación de herida: 1,2-1,6; Enfermedad pulmonar: 1,3; Sepsis: 1,75-1,85).

Estos valores multiplican el resultado obtenido en la fórmula anterior. Dicho de otra manera, alguien que se considerara extremadamente activo gastaría el doble de calorías en reposo. Un amputado, al perder parte o la totalidad de una extremidad perdería parte de su peso. Se calcula que se reduciría de un 0,3% en el caso de la mano al 15% en una amputación por encima de la rodilla.

Pero la respuesta a la pregunta no se queda ahí. Los amputados, especialmente aquellos de miembro inferior que usan prótesis(1), gastan más energía para llevar sus actividades cotidianas. Este gasto calórico es aún mayor conforme más alta es la amputación, es decir, cuanto más corto sea el muñón. Aunque en individuos jóvenes en buena forma física, el gasto energético pueden no presentar un gasto energético adicional. Por otra parte, podría pensarse que los amputados bilaterales son los que tienen el mayor gasto energético, pero los resultados son muy variables y no están relacionados con el nivel de amputación. Aunque, en comparación, la velocidad al caminar suele ser menor.

Un detalle a tener en cuenta a la hora de sacar una conclusión son las causas de la amputación, pues son diversas: traumáticas, vasculares, malformaciones, tumores, etc. Esto significa que no se puede hacer una afirmación que se cumpla en todos los casos. Por ejemplo, la diabetes, una de las principales causas de amputación en la tercera edad, requiere una dieta específica para evitar futuras complicaciones. Además, hay que ser muy cuidadosos, ya que si alguien se gasta mucha energía por el gran esfuerzo que requiere para usar la prótesis, puede que el problema no esté en la alimentación, sino en su capacidad muscular o cardiorrespiratoria. Por lo que comer para compensar un hipotético gasto energético en exceso puede conllevar un aumento de peso que empeore la situación.

En cierta medida, la pregunta recuerda a la afirmación de que las embarazadas deben comer el doble, algo que es falso. En los amputados, las calorías que necesitan variarán de un individuo a otro, de la misma manera que en el resto de personas. En principio, al tener menos tejidos que alimentar, el gasto calórico sería menor, por lo que sería recomendable que el consumo alimenticio se redujera proporcionalmente. Partiendo de ahí, la energía adicional que necesite dependerá de su nivel de actividad. Dependería del factor de actividad, mencionado antes, que podía incluso duplicar la tasa metabólica basal.

A veces, lo que sucede es que la persona come exactamente igual que antes de la amputación y además, como le cuesta, realiza menos actividad, haciendo que a la larga engorde y sea aún menos activo. De esta manera, en términos generales, el amputado necesitaría comer menos, aunque se podría matizar que siendo activo esta reducción podría no ser tan acusada.

Notas

(1) Hago esta anotación porque no es lo mismo ser autónomo y con prótesis a estar en silla de ruedas y depender de otras personas.

Fuentes

  • Sieger, Eugenia, Capezuti, Elizabeth, Mezey, Mathy.Springer Publishing Company. 2ª Edición The Encyclopedia of Elder Care: The Comprehensive Resource on Geriatric and Social Care. pp. 105
  •  Gonzalez, E.G., Corcoran, P. J., Reyes, R. L. Energy Expenditure in Below-Knee Amputees: Correlation with Stump Strength Archives of Physical Medicine and Rehabilitation 55(3):111-9 · April 1974
  • Esposito ER, Rodriguez KM, Ràbago CA, Wilken JM. Does unilateral transtibial amputation lead to greater metabolic demand during walking? J Rehabil Res Dev. 2014;51(8):1287-96. doi: 10.1682/JRRD.2014.06.0141.
  • Göktepe AS, Cakir B, Yilmaz B, Yazicioglu K. Energy expenditure of walking with prostheses: comparison of three amputation levels. Prosthet Orthot Int. 2010 Mar;34(1):31-6. doi: 10.3109/03093640903433928.
  • Jeans KA, Browne RH, Karol LA.Effect of amputation level on energy expenditure during overground walking by children with an amputation. J Bone Joint Surg Am. 2011 Jan 5;93(1):49-56. doi: 10.2106/JBJS.I.01557. 
  • D. A. Wright, L. Marks, R. C. Payne A comparative study of the physiological costs of walking in ten bilateral amputees Prosthet Orthot Int March 2008 vol. 32 no. 1 57-67 doi: 10.1080/03093640701669108

Comentarios

Entradas relacionadas

Lo más popular de la semana

El terror de la masturbación

La preocupación por la masturbación es antigua. Ya el griego Hipócrates de Cos, al considerar que el semen provenía de la médula espinal, temía que el exceso de lascivia desencadenase en enfermedades mentales. Si bien, la preocupación comenzó a crecer con la publicación y éxito de Onania (1712-16) en los Países Bajos, que influyó en L'Onanisme (1760) de Samuel Auguste Tissot, considerado una autoridad en la materia por autores como Kant y Voltaire. Para Tissot, todas las actividades sexuales pueden debilitar, siendo esta debilidad más acentuada en el caso de la masturbación. Calculaba que la pérdida de una onza de líquido seminal equivalía a la pérdida de 40 onzas de sangre. Al ocurrir en la posición yacente, los síntomas empeoraban. Para explicar por qué el coito era menos lesivo, se razonaba que el magnetismo de la pareja compensaba el coste nervioso, por lo que, según Tissot, una pareja sexual bella era beneficiosa o, al menos, no cansaba tanto. A Ti

Los antimascarillas del siglo XX y otros obstáculos de la gripe española

El rechazo al uso de mascarillas durante la pandemia de COVID-19 también estuvo presente un siglo antes, durante la pandemia de la gripe española. Al igual que los antivacunas del siglo XIX , los antimascarillas denunciaban que la obligación de usarlas violaba sus libertades individuales, pero además veían su uso como una amenaza contra la masculinidad. La situación de San Francisco El desarrollo de la pandemia en San Francisco resultó tristemente familiar, tanto por el desarrollo de los acontecimientos como por la respuesta de la población. El 10 de octubre de 1918, William Charles Hassler, doctor jefe de sanidad de San Francisco, advertía sobre la expansión y el peligro de los contagios de gripe en la costa este de los Estados Unidos, advirtiendo sobre el contagio directo por estornudos y la tos. Tan solo una semana después, San Francisco tenía 1654 casos, que aumentaron a 7000 a final del mes en la ciudad y 60000 en el estado. De recomendar mantener la distancia so

¿Realmente dura 30 minutos el orgasmo de un cerdo?

Si llevas el suficiente tiempo en internet, seguro que has oído que los cerdos disfrutan de orgasmos de 30 minutos. Aquí mismo se mencionó un par de veces hace una década y estoy seguro que el dato es mucho más antiguo. Antes que nada, debes saber que si esto fuera Cazadores de mitos , le estamparíamos el cartel de posible. La dificultad para responder a la pregunta radica en que desconocemos qué sienten los cerdos cuando copulan, por lo que no sabemos si sienten el orgasmo. Lo que sí sabemos es que la eyaculación en cerdos macho de alto rendimiento obtenida mediante estimulación manual usando guantes es de 6,3 minutos de media, con un mínimo de 2 minutos y un máximo de 31. También variaba mucho el volumen eyaculado, con una media de 251 mL con extremos de 40 a 500 mL. Mientras eyacula, el estimulador debe permanecer hasta que el animal finalice o se volverá agresivo. Incluso en condiciones normales con una pareja de cerdos, la copulación dura de media entre 5 a 6 minutos, con extr

5 habilidades secretas de los humanos

Todos tenemos nuestros secretos. A veces, son habilidades, que sin ser tan espectaculares como las de un mutante de Marvel, no dejan de ser únicas. Quizás, cuando intentas explicarselo a un amigo, no te entiende al no haberla experimentado o puede que no sepas como describirla. He aquí 5 cosas que los humanos somos capaces de hacer, aunque no todos lo sepan. Moscas flotantes o miodesopsias Qué mejor que empezar con la más frecuente. Son aquellas huidizas figuras alargadas y traslúcidas que suelen aparecer cuando miras al cielo, por ejemplo. Con la edad, se pueden volver más opacos. Son depósitos suspendidos en el humor vítreo, el gel localizado entre la lente y la retina. Son visibles especialmente cuando se mira una superficie monocromática. Son muy comunes y generalmente no son un problema a menos que su número y opacidad aumente hasta hacerse demasiado molestos. Las miodesopsias se engloban dentro de los fenómenos entópicos, que son efectos visuales cuyo origen es el propi

La tribu africana de los testículos gigantes

Entre Kenia y Somalia habita una tribu llamada hartebeest o bubal que destaca a simple vista por sus enormes testículos. Son adquiridos tras lamer la menstruación de los genitales de las vacas durante la infancia, convirtiéndose en fuertes y valerosos guerreros en la adolescencia, demostrándose en que tienen, literalmente, más huevos que nadie. Esta práctica habría surgido en tiempos de sequía, beneficiando tanto al que lame como a la vaca. El primero porque el flujo menstrual le protegería del raquitismo, el escorbuto, la anemia y la leucemia por, según unos científicos italianos, sus vitaminas B6, B12, E y D, por el hierro, magnesio, fósforo, calcio y potasio, además de las hormonas. A la vaca porque produciría más leche. No solo eso, sino que tanto niños como mayores se bañan al alba y al crepúsculo con la orina vacuna y se cubren el cuerpo con sus heces precocidas y filtradas para evitar las picaduras de los mosquitos. Finalmente, no

¿Cómo combatir los pedos en los aviones?

Los aviones comerciales pueden transportar entre 300 y 550 pasajeros como máximo, mientras que sus vuelos pueden prolongarse hasta 18 horas y media. Dado que los aviones solo pueden presurizar sus cabinas hasta los 565 mmHg, equivalente a unos 2400 metros de altura, y que casi la mitad del aire del avión recircula, no se puede evitar ni emitir ni oler las ventosidades. Entonces, ¿cómo evitar las indeseables ventosidades? Para empezar, los pasajeros se enfrentan a varias complicaciones. La comida, como las judías y los alimentos altos en fibra, puede favorecer la producción de gases, pero con la disminución de la altitud disminuye la presión atmosférica, facilitando aún más su producción y emisión. Además el aislamiento acústico enmudece el sonido exterior, que en este caso sería un gran aliado contra los pedos sonoros. Como intentó una mujer en el 2006 en un vuelo de Washington a Dallas, podrían quemarse con fuego, pero no es nada práctico, especialmente en pleno vuelo. Contenerse pue

Las constelaciones y cuerpos celestes del firmamento maya

"El Caracol", el observatorio de Chichén Itzá en 1932. Una vez más volvemos a mirar al cielo desde los ojos de nuestros antepasados. Esta entrada estará dedicada al firmamento maya, una de las civilizaciones mesoamericanas precolombinas más conocidas. Los pueblos necesitaban conocer las estrellas para guiarse en la navegación, el calendario de cosechas, de festividades y político. Los mayas no eran ajenos a esto, como tampoco lo eran, como vimos en el pasado, los aztecas y los incas . Para los mayas, las estrellas eran fuegos que servían para iluminar el camino durante la noche. Los mayores "fuegos" de las constelaciones organizan su disposición en el cielo. Las almas se convertían en ellas al morir. Quizás por ello soñar con ellas indicaba un destino funesto. Los mayas observaban las estrellas antes del amanecer. Los tsotsil se referían a ellas como k’analetik ("las amarillas"), situándolas en un nivel superior al cielo sobre las nubes, pero in